Cap. 3. Investigación Virtual.

Le dolía todo el cuerpo. Había almorzado con él, y toda la comida había sido un mirarse y provocarse. Se había deleitado mirándolo. Su piel morena, sus ojos oscuros, tras unas gafas ligeras. Y los labios, podría morir por esos labios. Una boca amplia, generosa, con la sonrisa mas hermosa que había visto en su vida. Si, la paleta tenía un pequeño pico roto, que le daba un aire peculiar.. no sabría como definirlo. Y sus manos, grandes, suaves. Lo miraba, y no hacia nada más que mirarlo y sonreir.

– Eva… me miras y te callas.. eres más parlanchina por teléfono.

Ella sonreía y asentía.

– Te iba a comentar, este fin de semana tengo que ir a ver a mis padres. Sé que no va a ser como el fin de semana pasado, pero, quiero que me acompañes. Iremos en mi coche, una hora y media de camino.

Se quedó paralizada mirándolo a los ojos. Él mantenía la mirada y sonreía con descaro.

– Si, pero… ¿no es muy pronto, qué dirán tus padres?

– Nena, no es pronto, quiero estar contigo, y voy a rebañar cada día todo el tiempo para dedicarme a tí. Te voy a calar tan dentro, que no te darás cuenta que ya estamos en mi piel, y que la compartimos. Y.. mis padres, me respetan, me conocen, y ellos no tienen nada qué decir de quien llevo. Además, son estupendos, y estarán muy contentos de que los visite.

Después del postre, le dijo que él podría no ir a la oficina esa tarde.. y que si ella también podía hacer lo mismo, que la invitaba a un café en su casa, y alargó las palabras que eran la consecuencia de tanta provocación, de tantas miradas, de tantas búsquedas de las manos por encima de la mesa, y de las piernas por debajo de ella.

La tarde fue un romper límites con él, transgredir, confiar, entregarse, lúcidamente…. y la piel, el cuerpo, amándose con la dulzura de lo salvaje, como si no hubiera más día, ni más tiempo. La rudeza de sus manos, la suavidad de sus besos… cada vez su corazón era mas cautivo de esos labios, de esos ojos.

La vida la estaba premiando por tanta soledad, por tanta desconfianza, por tanto desamor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s